¿Y tú qué lenguaje de amor hablas?

Por: Caanly Hernández Galán

Desde hace mucho tiempo la música ha estado ligada a la tecnología, incluso antes de la electrónica y la electricidad, ya había dependido de la tecnología para su difusión, su creación, pero sobre todo para la creación de los instrumentos.

¿Cuál es tu lenguaje de amor?

Basado en el libro “Los 5 lenguajes del amor” de Gary Chapman

De acuerdo con el Dr. Chapman hay 5 maneras en las que las personas hablan y entienden el amor, cada uno de nosotros tenemos un lenguaje principal de amor y quizás de manera afortunada tengamos algún otro más lo cual le facilita a nuestra pareja el hacernos saber que nos ama. Nadie de nosotros es adivino y es de mucha ayuda saber de qué manera te sientes amado porque así puedes informárselo a tu pareja quien como un acto de voluntad consciente hará el esfuerzo por comunicarse en tu propio lenguaje y viceversa obviamente.

Para mayor información estudia con detenimiento el libro y descubrirás una valiosa herramienta para mejorar las relaciones que más aprecias, puesto que no sólo nuestra pareja tiene un lenguaje de amor, sino también nuestros amigos y familiares. Así que indaga con tus personas favoritas, obsérvalas, escúchalas y ¡por qué no! Hagan el siguiente test juntos.

Instrucciones: Lee con atención y responde cuidadosamente cada una de las preguntas. Si encuentras afinidad con más de una, elige dos colocando un número un número 1 en la más importante y un número 2 en la segunda en importancia. En todo caso, únicamente debes elegir dos como máximo. Se recomienda hacer el test en pareja.

  1. ¿Qué es lo que tu pareja deja de hacer o decir que te hiere profundamente?

a. Que me critique cuando le platico algo importante.

b. Que no me dedique tiempo.

c. Que no esté conmigo cuando lo necesito.

d. Que no levante ni una mano para ayudarme en casa.

e. Que no tenga la sensibilidad de abrazarme cuando lloro.

2. ¿Qué es lo que pido más a menudo a mi pareja?

a. Que me diga cuánto valora mi compañía y reconozca mis esfuerzos.

b. Que me de su atención completa cuando esté conmigo (sin celular) o que comparta sus sentimientos y pensamientos conmigo.

c. Que me de detalles porque eso me hace sentir que ha pensado en mí.

d. Que me ayude en los quehaceres del hogar o que me atienda cuando llego cansado del trabajo.

e. Que me abrace y apapache.

3. Cuando conocí a mi pareja ¿Qué es lo que más disfrutaba al estar con él/ella?

a. Que me decía cosas que me hacían sentir valioso e importante.

b. Que pasábamos tiempo juntos y manteníamos largas conversaciones.

c. Que siempre llegaba con un detalle para mí.

d. Que era muy servicial y me ayudaba cuando lo necesitaba.

e. Que se acercara a acariciarme o besarme en cualquier momento y espontáneamente.

4. ¿Qué fue lo que me dio la certeza de que era la persona indicada?

a. Que siempre tenía algo lindo que decirme y me hacía sentir apreciado.

b. Que el tiempo que pasábamos juntos había producido una estrecha unión e intimidad.

c. Que rompía su rutina para estar conmigo.

d. Que siempre encontraba la manera de ayudarme o me preguntaba al respecto.

e. Que me abrazara y acariciara justo cuando lo necesitaba.

5. ¿Qué es lo que más valoras de tu pareja?

a. Que me diga lo importante que soy para él y que siempre me de ánimos.

b. Que me preste atención y se interese en mí cuando hablamos.

c. Que me sorprenda con detalles.

d. Que haga cosas para mí.

e. La cercanía física que existe entre ambos.

6.¿Con qué frase te identificas más?

a. El amor se fortalece a través del reconocimiento verbal constante de lo valioso que eres para el otro.

b. Se que estoy con la persona correcta cuando el tiempo juntos se pasa rápido.

c. Si una persona tiene detalles contigo puedes estar seguro que te ama.

d. Se que me ama cuando está al pendiente de mis necesidades.

e. Tocar mi cuerpo es tocarme a mí y amarme.

7. ¿Qué actitud o comportamiento que han tenido tus ex parejas te han hecho tomar la decisión de dejar la relación?

a. Me sentía criticado y juzgado y parecía que nada hacía bien.

b. Dejamos de hacer cosas juntos o de tener actividades en común.

c. Dejó de tener detalles conmigo.

d. Ya no tenía tiempo para atenderme a mí, mis necesidades o las del hogar.

e. Ya no teníamos intimidad o dejó de ser cariñoso conmigo en los momentos en los que más lo necesité.

8. Me caracterizo por:

a. Rodearme de personas que siempre tienen algo positivo que decir.

b. Mis amigos generalmente tienen conversaciones interesantes y son buenos escuchadores.

c. Valorar por encima de todo los regalos que me ofrecen aunque no representen un gasto, pueden ser hechos a mano o simplemente un detalle significativo de nuestra relación.

d. Mantener amistades con las que sé que puedo contar porque no me fallan cuando lo necesito.

e. Mis mejores amigos saben que siempre apreciaré un gran abrazo o un beso en la mejilla en momentos de alegría o de tristeza.

9. ¿De qué no podrías prescindir en tu vida de pareja?

a. De palabras reconfortantes y estimulantes.

b. De una buena conversación y tiempo de calidad.

c. De detalles que me hagan sentir que soy importante.

d. De ayuda y apoyo en lo que necesite o se requiera en el hogar.

e. De acercamiento físico de cualquier tipo.

10. Lo mejor que puede hacer mi pareja o hace es:

a. Siempre tener algo positivo que decir.

b. Conversar y escucharme sin críticas ni juicios.

c. Compartirse conmigo y sorprenderme.

d. Hacer cosas por mí que yo no puedo hacer.

e. Ser cálido y cariñoso conmigo.

11. ¿Qué es lo que hace tu pareja que te hace sentir motivado?

a. Que siempre encuentre algo constructivo que decirme.

b. Que hacemos cosas juntos y las disfrutamos.

c. Que siempre da y se comparte a sí mismo conmigo.

d. Que siempre encuentra la forma de ayudarme.

e. Que busca cercanía física conmigo.

Realiza la suma y encontrarás tu lenguaje principal de amor, en caso de que hayas elegido una segunda opción ese sería tu lenguaje secundario, lo que le facilita a tu pareja el que te haga sentir amado.

Por último y lo más importante: Infórmale a tu pareja y/o a tus seres queridos el resultado.

Mayoría de a: Palabras de afirmación: Este lenguaje es de quienes les encanta que les digan palabras de ánimo, que sean estimulantes y con las que se les reconozcan sus esfuerzos, con ello se exaltan las buenas acciones o cualidades reales de la otra persona. Con esta forma de amar puedes demostrar lo orgulloso que te sientes de la persona amada quien se sentirá no sólo muy halagada, sino que su autoestima y su confianza en sí mismo se verá fortalecida y motivada a realizar cambios en su vida o proyectos que le parecían complicados. No está de más hacer hincapié en que si mientras mantienes una conversación con la persona que habla este lenguaje y lo que haces es criticarla o darle consejos enfatizando sus errores, la herirás profundamente casi irremediablemente. Estos son algunos ejemplos de frases que construyen en especial a quien habla este lenguaje: “Acabo de observarte mientras cuidas a nuestro hijo y me dejaste sorprendido, eres muy buena madre”. “La manera en la que te expresas delante de tus clientes es verdaderamente increíble”. ”Ya sé que te sientes mal, pero en verdad lo que hiciste cuando… y la manera en la que respondiste a… no había visto a nadie hacerlo tan bien”. “Si viene de ti, debe ser muy bueno.”

Mayoría de b: Tiempo de calidad: Lo que más les importa a quienes hablan este lenguaje es la conexión que se crea mientras pasas tiempo con ellos, siempre y cuando le ofrezcas una atención completa, les mires a los ojos sin ningún otro distractor como el teléfono, la televisión o el periódico, ten por seguro que se sentirán muy amados. Disfrutar el tiempo que pasan juntos, mantener largas conversaciones donde se cree un ambiente de intimidad y proximidad es lo más importante para quienes hablan este lenguaje. No importa si están en casa, un restaurante lujoso o los tacos de la esquina, es más mientras menos distractores será mucho mejor para ellos. Después de una fiesta, de un concierto o de un largo viaje lo que más disfrutan es compartir puntos de vista y por supuesto pasar ese tiempo con quienes aman. Lo que más les hiere es cuando prefieres realizar actividades sin su compañía o no tener un tema de conversación contigo.

Mayoría de c: Recibir regalos: No se trata de materialismo, lo que más aprecian quienes hablan este lenguaje es que pensaste en ellos mientras llevabas un regalo a casa, que te significó un esfuerzo, tiempo y dedicación, eso es lo que valoran. Les encantan las sorpresas, incluso que les brindes tu tiempo, tu compañía y tu atención, que de pronto no vayas al trabajo para pasar ese día juntos, representa un gran regalo. Que lleves la cena o que le hagas una invitación a cenar justo para que ese día no trabaje en casa, lo aprecian muchísimo, los motiva y se sienten realmente amados.

Mayoría de d: Actos de servicio: Quien habla este lenguaje cree que “una acción vale más que mil palabras”, así que sin duda valorará lo que haces por ella. Hace tiempo un tiempo un chico en la preparatoria fingió que sabía matemáticas, así que quedó de verme a la salida de la escuela para ayudarme a estudiar y así lo hizo; lo curioso es que no sabía nada y le pidió ayuda a la mejor estudiante de su salón para poderme explicar; este es un acto de servicio y funcionó, estuvimos 9 años juntos. Son esas pequeñas acciones que demuestran interés y preocupación, hacerle favores, desplazarse a sitios lejanos a pesar del mal tiempo, pagar el recibo de la luz, en sí la generosidad en general hace sentir a quien habla este lenguaje realmente amado y valioso para el otro.

Mayoría de e: Toque físico: Este lenguaje es para quienes el acercamiento físico es importante y no se trata sólo de sexo, sino de una cercanía física como tomarla de la mano mientras conversan, tomarla del hombro cuando van por la calle, acariciar su mejilla cuando está preocupado y abrazarse sobre todo en momentos difíciles. Hacerlo da seguridad y confianza y una sensación de que no sólo le agradas y le atraes sino que es importante para ti. Para este lenguaje es importante compartir un momento juntos, no importa si conversan, si le llevaste un regalo o hiciste algo por esa persona o si le hiciste un cumplido, siempre y cuando la tomes de la mano, la abraces y se sienta apapachada.

 

El poder de las palabras en la educación

El poder de las palabras en la educación Por: Caanly Hernández Galán Muchos padres creen que sus hijos “no entienden” o simplemente “son desobedientes”, a veces solemos tratar a los niños como tontos y no como niños y casi siempre lo que sucede es que no hemos sabido...

El Té en China

El Té en China Por: Leonora Poe Definitivamente comer es un placer. Es un acto fisiológico vital para el ser humano y es algo que realizamos todos los seres de todas las culturas de manera cotidiana. Por esa naturaleza cotidiana, no nos sentamos a reflexionar un...

Las aventuras del Ecoturismo

Las aventuras del Ecoturismo Por Jesús Cruz Desde hace mucho tiempo la música ha estado ligada a la tecnología, incluso antes de la electrónica y la electricidad, ya había dependido de la tecnología para su difusión, su creación, pero sobre todo para la creación de...

¡Que no te gane el tiempo en tus vacaciones!

¡Que no te gane el tiempo en tus vacaciones! Las vacaciones se encuentran a la vuelta de la esquina, lo primero es el destino, luego buscar alguna promoción, la ruta, las actividades que vamos a a realizar, pero nos olvidamos de revisar nuestro equipaje, si es el...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *