Usan virus del resfriado común y del herpes para combatir tumores cerebrales malignos

En el mundo se estima que cada año 140 mil personas son diagnosticadas con glioblastoma multiforme, el cual es considerado como el tumor cerebral más común y mortal que existe y para el que hay muy pocas opciones de tratamiento que den al paciente una sobrevida libre de progresión de la enfermedad.

En el mundo se estima que cada año 140 mil personas son diagnosticadas con glioblastoma multiforme, el cual es considerado como el tumor cerebral más común y mortal que existe y para el que hay muy pocas opciones de tratamiento que den al paciente una sobrevida libre de progresión de la enfermedad.

Por lo anterior, neurocirujanos del Hospital Houston Methodist realizaron dos ensayos clínicos en donde estudian el uso del virus del herpes y del resfriado común como tratamiento contra el glioblastoma y los astrocitomas anaplásicos, otro tipo de tumor del sistema nervioso central, que también es una de las formas más letales de cáncer cerebral.

Durante un estudio previo, realizado con 48 pacientes, el Dr. David Baskin, neurocirujano del Hospital Houston Methodist, y su equipo de trabajo, incrementaron en 26% el número de pacientes que tuvieron una sobrevida de tres o más años.

Gracias a estos resultados, el Hospital Houston Methodist lanzó dos ensayos clínicos que ofrecerán a los pacientes con glioblastoma y astrocitoma anaplásico esta inmunoterapia con una dosis cinco veces mayor a la utilizada en el estudio anterior.

Los glioblastomas y los astrocitomas anaplásicos tienen un núcleo tumoral que se puede extirpar durante la cirugía, pero, de acuerdo con los especialistas, muchas ramificaciones de rápido crecimiento son imposibles de eliminar con seguridad.

Como parte de estos ensayos clínicos, el ADN del virus del herpes inactivo se combina con el virus del resfriado común y se inyecta en el tejido cerebral que rodea el área donde estaba el núcleo del tumor. Luego, el virus se propaga a través de las ramificaciones tumorales restantes que no se pueden eliminar con la cirugía.

“Elegimos el virus del resfriado común como nuestro vehículo debido a su capacidad para propagarse rápidamente y llegar a muchas de las células tumorales restantes”, explicó el Dr. Baskin, director del Houston Methodist Kenneth R. Peak Brain & Pituitary Tumor Treatment Center. “El ADN del herpes sirve como un objetivo.”

Un día después de la cirugía, los pacientes comienzan un tratamiento de 14 días que destruye las células que contienen el ADN del herpes. En este caso, el medicamento mata muchas de las células restantes del glioblastoma y del astrocitoma anaplásico, que ahora contienen el ADN del herpes. Los pacientes también comenzarán radioterapia temprana para aumentar el efecto del medicamento contra el virus del herpes.

Afrontar la infertilidad es un trabajo de dos y no de uno

Afrontar la infertilidad es un trabajo de dos y no de uno Por: Aurora Vargas Depresión, baja autoestima, tristeza, culpa, dolor, frustración, desilusión, ansiedad, estrés e incluso ideas suicidas; son algunas de las situaciones por las que atraviesa más de 80 millones...

Razones para evitar el alcohol en el embarazo

Razones para evitar el alcohol en el embarazo La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que una de cada 67 embarazadas que consumen alcohol dará a luz a un niño con Síndrome Alcohólico Fetal (SAF) lo que se traducirá en alrededor de 119, 000 niños que nacen...

Conmemoran Día Mundial de Lucha Contra el SIDA

Conmemoran Día Mundial de Lucha Contra el SIDA Por: Juan R. Hernández Hoy en día, uno de los principales retos en materia de salud es fomentar la cultura del autocuidado, sobretodo en el área de la sexualidad ya que según refieren datos de la Organización Mundial de...

Disfruta de comer almendras

Disfruta en primavera de comer almendras Por: Juan R. Hernández Ningún otro alimento puede compararse con las almendras. Por su delicioso sabor, textura suave y crujido único, las almendras van a la perfección con todo tipo de ingredientes y están disponibles en una...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *