Caifán, el, Diablito

Por: Rodrigo García

Junio de 1990, después del rotundo éxito de Caifanes con su primer álbum, su esperado segundo hijo sale a la luz; Caifanes Volumen II, que finalmente fue conocido como “El Diablito” Muchos años de gestación habrían de pasar para que una banda mexicana irrumpiera en la escena Rockanrolera de la forma en que lo hizo Caifanes.

Junio de 1990, después del rotundo éxito de Caifanes con su primer álbum, su esperado segundo hijo sale a la luz; Caifanes Volumen II, que finalmente fue conocido como “El Diablito” Muchos años de gestación habrían de pasar para que una banda mexicana irrumpiera en la escena Rockanrolera de la forma en que lo hizo Caifanes.

Su primer álbum –del mismo nombre- fue todo un éxito en una sociedad mexicana que se advertía preparada para consumir y disfrutar de propuestas nacionales, propositivas y genuinas en el mundo del rock.

En medio del creciente fervor del movimiento iberoamericano “Rock en tu idioma” emergieron estos jóvenes de imagen inquietante, peinados estrafalarios y vestimentas oscuras e Inmediatamente supimos

que teníamos delante a unos nuevos maestros musicales; pero cuando tu primer disco, tu carta de presentación tiene un impacto de tal magnitud, entonces viene la prueba de fuego… el esperado segundo hijo.

Con la llegada de “El Diablito”, Caifanes se consolida como la mejor banda del momento y una de las mejores de la historia. De eso no había duda, opacaban al que les pusieran enfrente. Pero el triunfo era plenamente justificado.

Los integrantes eran poseedores de un talento excepcional. La agrupación representaba una poderosa energía, garbanzo de a libra del Rock mexicano.

Un sonido propio, fino. De buena factura, en el que se unificaba armónicamente la autonomía musical que aportaba cada uno de los integrantes de la agrupación, domando su instrumento, desplegando personalidad propia en todas las piezas de este segundo hijo que debió su sobrenombre a la carta de lotería que se coló en el diseño sugerente de la portada del álbum. El diablito se vestía de Caifán.

Este disco gozaba de una calidad incalculable no sólo en lo musical, y aquí es donde se comienza a configurar la poética singular y el trabajo tan exquisito de Saúl Hernández en las letras de sus canciones, letras llenas de historias urbanas, de personajes enigmáticos, merodeando la locura, la periferia de los sueños, los estados alterados de conciencia, bordadas con un lenguaje metafórico único. Todas y cada una de las canciones de este disco fueron cantadas masivamente, hecho que no ocurre tan seguido, temas ya clásicos como “Los dioses ocultos”, “Detrás de ti”, “El negro cósmico”, “Aquí no pasa nada” y por supuesto “La célula que explota” que, con todo y sus notas de trompeta a lo mariachi, sin duda debe de ser considerada entre las más grandiosas canciones en la historia del rock mexicano. “Antes de que nos olviden”, “La vida no es eterna” “De noche todos los gatos son pardos”, “Sombras en tiempos perdidos”, “El elefante” y “Amárrate a una escoba y vuela lejos” completan el disco.

EL CONCIERTO DE LANZAMIENTO O “EL BLANQUITA QUE EXPLOTA” Unos meses después sería la esperada presentación de “El Diablito”, ni más ni menos que en el célebre, noble y heroico Teatro Blanquita, lugar icónico del centro histórico de la Ciudad de México que, desde su fundación en 1960 ha visto pasar gran cantidad de artistas y todo tipo de espectáculos. Sin embargo, ni los organizadores, ni los mismos integrantes de la banda se imaginaba lo que ocurriría esa noche. El teatro simple y sencillamente le quedó chico, muy chico a Caifanes, se dejó caer una gran cantidad de gente ansiosa por entrar al concierto, y todo se salió de control, sobrecupo, empujones, rechiflas etc., y finalmente el clásico “Portazo”, la policía con gases lacrimógenos comenzó a dispersar a la banda, algunos se aferraban otros mejor decidieron irse; el concierto finalmente se llevó a cabo y no se pueden olvidar las palabras de un Saúl, ya dueño y señor de una poderosa imagen de vocalista de una de las bandas fundacionales de rock al inicio: “Queremos dedicar este concierto a toda la raza que se quedó afuera…” ante el alarido de los afortunados convidados. Este episodio no dejaba lugar a dudas, Caifanes se consolidaba ante su público.

Era la banda del momento y no importaba su corta discografía, este grupo será recordado como uno de los más grandes del rock mexicano, y sin duda, “El Diablito” se ha ganado su lugar en la historia como uno de los discos emblemáticos de la escena rockera en México.

¿RECUERDAS CUANDO JUGABAS CON ÉL?

Algo de tiempo ha pasado desde aquella noche de junio de 1990. Bandas de rock han ido, bandas

de rock han desaparecido, diría el maestro Lora. Pero en la Rockola del corazón, en nuestro Almacén de asfalto queda intacto y sonoro el aguerrido recuerdo de ese bello caos que puso de cabeza al entrañable Teatro Blanquita y a la bola de granaderos que ingenuos y desprevenidos cuidaban el lugar.

Ha pasado el tiempo y con él se reinventan los usos y costumbres. Hoy la banda, dispersa y en búsqueda de nortes, acude año con año al tal Vive Latino que congrega públicos diversos para disfrutar de fusiones, reencuentros y reinterpretaciones estrambóticas de ese movimiento difuso y plural llamado rock. Hoy, el otrora bajista poderoso de aquellos Caifanes, Sabo Romo produce y dirige una exitosísima gira nacional en torno a la nostalgia sinfónica del rock noventero con Distinguidos invitados.

Hoy, el glorioso (oh si, glorioso) Teatro Blanquita se encuentra en esa esquina de eje central y Pensador Mexicano cerrado al público, abandonado a su mala suerte, que ni OCESA ¿Misteriosamente? Lo quiso. Cerrado y abandonado es esperando la siguiente voltereta del destino en esta Ciudad calavera y falaz, alburera y festiva, milenaria y reciclable.

Twitter: @Rodriguete08

Facebook: www.facebook.com/

rockdrigo.garcia.75

 

 

Ariana Grande ocupa las principales listas de popularidad

Ariana Grande ocupa las principales listas de popularidad Ariana Grande obtuvo un gran reconocimiento al estar en la lista Billboard con tres sencillos su último trabajo discográfico “Thank U, Next”. Ariana Grande obtuvo un gran reconocimiento al estar en...

Iron Maiden regresa a la Ciudad de México en 2019

Iron Maiden regresa a la Ciudad de México en 2019 Este 16 de noviembre estarán ya a la venta los boletos para el concierto único que ofrecerá la banda británica de Heavy Metal, Iron Maiden, quien volverá a la capital mexicana en 2019.   Este 16 de...

El 16 y 17 de marzo la XX edición del Vive Latino

El 16 y 17 de marzo la XX edición del Vive Latino Todavía estas muy a tiempo de ir a comprar tus boletos y no quedarte fuera. Este año, el festival  de Vive Latino tendrá luchas de la Triple A, Casa Comedy y expos. Todavía estas muy a tiempo de ir a...

Mother Love: El último suspiro de Freddie

Mother Love: El último suspiro de Freddie Por: Rodrigo García  …“Me duele el cuerpo, pero no puedo dormir Mis sueños son toda la compañía que guardo Tengo una sensación como cuando el sol se oculta Voy a casa con mi amor, amor de madre…”  …“Me duele el...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *