Amebix: Un poco de historia

Desde hace mucho tiempo la música ha estado ligada a la tecnología, incluso antes de la electrónica y la electricidad, ya había dependido de la tecnología para su difusión, su creación, pero sobre todo para la creación de los instrumentos.

Imagina, un mundo sin electricidad, ¿cómo crearías música y la difundirías?

Algunas respuestas que he encontrado, son simples, pero vienen acompañadas de mucha creatividad y trabajo artesanal. Para crear en un principio los instrumentos, se requirió imaginación para sacarle sonidos muy específicos a cada nuevo instrumento, pero con el paso de los años y al necesitar ese sonido en un instrumento igual, se requirió una metodología y procedimientos estandarizados para lograr sonidos idénticos, pero si no había electricidad para utilizar máquinas más precisas ¿Cómo se hacían estos instrumentos?

La respuesta es sencilla, usaban moldes y el mismo tipo de herramienta, pero entonces se crearon nuevas fuentes de trabajo, y artesanos especialistas para las diferentes creaciones de instrumentos, algunos podían tardar días como un violín y algunos hasta un año o años, en la elaboración de pianos u órganos, según fuera el caso.

La tecnología también estuvo involucrada en la difusión de la música, desde el papel y la pluma para transcribir las obras, hasta la creación de foros especiales diseñados para obtener mayor acústica, y en la mayoría de los casos favorecer que instrumentos que no generan mucho volumen en su sonido, pudiesen destacar en comparación de otros que por naturaleza emitieran un sonido con más decibeles.

Llegada la electricidad, se agiliza aún más la creación, grabación y difusión de la música, que poco a poco ha ido llegando a más géneros musicales y que sin lugar a dudas, cada día es más accesible el poder grabar una canción, pero aún mejor, que esta pueda llegar a miles de oídos sin requerir tanto esfuerzo como hace algunos siglos, donde se cuestionaba el tipo de música, se estaba limitado en los instrumentos a utilizar y sobre todo la difusión para que este arte pudiese compartir a una mayor velocidad.

Es por eso que debemos analizar y en cierto modo agradecer la llegada de la tecnología porque gracias a ella, podemos recibir música de casi cualquier parte del mundo, aunque como en todas las cosas buenas de la vida, siempre hay su lado negativo, y en este caso es que se puede colar música de no tan buena calidad visto desde el lado crítico y del lado artístico. Por lo que lo único que nos queda es escuchar muchos artistas, y grupos, para en base a ello tener un gusto basado en la amplitud de cosas que escuchamos.
RECUERDA que ningún tipo de música es mala, mientras a ti te guste, y la hayas elegido en el gran menú de opciones que hay en el mundo, y te llena el oído, es más que suficiente.

” Hasta la próxima”

Gran Sur estrena nuevo sencillo

Gran Sur estrena nuevo sencillo Gran Sur comenzó a mediados de 2016 cuando Cha e Iñaki finalmente encontraron en Sofi Mayen la voz que buscaban para un proyecto con el que habían soñado por años. Se trata de un proyecto que se acerca a la música tradicional...

El pianista (2002)

El pianista (2002) Por: Michel Hernández A veces la música puede ser tan sincera y real que es la única que nos puede sacar del hoyo del que estamos, puede no ser por nuestra culpa, las decisiones de otros pueden hacer un mundo muy diferente al que conocías pero la...

Heridos, es el primer adelanto del nuevo material de Caifanes

Heridos, es el primer adelanto del nuevo material de Caifanes Luego de 25 años de no grabar ningún disco, la banda de rock Caifanes está por lanzar su sencillo inédito Heridos. Luego de 25 años de no grabar ningún disco, la banda de rock Caifanes está por...

3 programas con los que nos identificamos mucho

3 programas con los que nos identificamos mucho Ahora vamos a viajar por el tiempo. En los años ochenta había programas de televisión que nos dejaron huella en nuestros corazones y disfrutamos de fin hasta el final. Te presentamos nuestro top 3. Ahora...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *