Las voces de Bowie y Mercury unidas en una composición donde reinaban lo experimental, hicieron las delicias de muchos de los seguidores de uno y otro artista. Para algunos, Under pressure fue una de las piedras angulares del pop rock.