La idea de simular la manipulación de algún instrumento, es para crear nuevas experiencias con el baile y el canto. Esto sin la necesidad de acudir a algún festival o escenario real. El crear atmósferas por medio de juegos rítmicos, permiten a los usuarios ajenos a los videojuegos un acercamiento a este sector de la tecnología.

 

Fue así que por medio del uso de simuladores de instrumentos musicales, bailes sensoriales y cantos interactivos, se encontró la fórmula adecuada para la implementación de videojuegos musicales. Teniendo un gran auge en la segunda mitad de la primera década del siglo XXI, donde el mercado creció desmedidamente ofreciendo videojuegos con repetidas interacciones en diferentes versiones, lo que originó un desgaste del nuevo concepto.

 

Aunque ha habido intentos de renovación, ampliando el género con variantes de interacción entre el jugador y la música, como lo fue el caso de videojuegos para realizar mezclas musicales, el boom ha ido descendiendo. Por tal razón se ha hecho uso de la realidad virtual para lograr experiencias donde el usuario involucre vivencias. Pon a prueba estos recientes lanzamientos y adquiere los mejores videojuegos para Xbox 360 a precios accesibles, solo aquí.

 

De igual forma se ha apostado por el uso de distintos accesorios o aplicaciones para dispositivos móviles que sirven como complementos en la experiencia de juego. Así como servicios para escuchar música, crear listas de reproducción vía streaming, descargar canciones y hasta crear radio de forma personalizada basada en tus artistas favoritos.

 

En espera de novedosas implementaciones de avances tecnológicos dentro de los videojuegos musicales, todos aquellos que gustamos de la buena música y baile confiamos en que este género lejos de desaparecer, regrese con una potencia tal que ponga a todos frente a una espectacular fiesta.